Aniversario de la llegada de los Ayatolás en Irán

Este año se conmemora el treinta aniversario en todo Irán de la llegada al poder de una República Islámica de la mano del ayatolá Jomeini y el derrocamiento del Sah Mohammad Reza Pahlevi, este acontecimiento tuvo su origen más inmediato en un proceso revolucionario entre 1978 y 1979, que llevó a que los integristas islámicos iraníes a crear un nuevo régimen islámico rechazando todo lo proveniente de Occidente a la vez que se dirigía el nuevo Irán de acuerdo a las enseñanzas islámicas de los chitas, segunda rama mayoritaria del Islam en todo el mundo.

77caed8a91094718170d4f076fb8643b

Imagen de las celebraciones del aniversario de la Revolucion Irani

La llegada del clérigo chií Jomeini al liderazgo de Irán tiene sus orígenes en la década de los años 50, concretamente en 1953 cuanto gracias a la intromisión norteamericana e inglesa y la ayuda de la CIA, se produce un golpe de Estado contra el régimen democrático de Mohammad Mosaddeq dando paso a una monarquía impuesta cuyo rostro visible pusieron al Sah Reza Pahlevi, un hombre que nada más llegar al poder aparte se quitar los partidos políticos existentes, puso en marcha una serie de medidas de diversa índole social, económica, política conocida como ‘Revolución Blanca’ que consistió en una reforma agraria, alfabetización de la población, ayuda de los EEUU y la medida más acertada que quiso poner el Sha, muy avanzada en sus años, fue dar derechos a las mujeres a la vez que se intentaría una preeminencia de la educación laica sobre la religiosa, en un país donde la religión inunda todos los aspectos de la vida de las personas, donde los líderes religiosos tienen mucho más poder que los dirigentes civiles, una medida desde mi opinión bastante acertada en sus años aunque muy temprana en el tiempo ya que no es tan fácil como decía el Sha imponer una laicidad en un Estado donde la religión, en este caso, la islámica es una gran protagonista de la vida cotidiana.

shah_small

Sha Mohammad Reza Pahlevi

En el plano económico, las medidas del Sha no funcionaron ninguna, ya que como se vio, una gran parte de la población se empobreció cada vez más mientras que la oligarquía dominante se enriquecía, ya que la mayor parte del dinero iba a parar a las grandes compañías, especialmente aquéllas que mantenían vínculos internacionales o alguna conexión con la familia del Sha. Esto hizo aumentar el descontento hacia la política occidental del Sha ya que generaba mucha corrupción y no daba beneficios a la mayoría de la población iraní, unido a este descontento, se unen los clérigos chiíes contrarios al régimen occidental del Sha. El clero iraní se convierte así en el principal adversario de la monarquía, en un Estado donde el 80% de la población es chií tradicional, con lo que no conjugan con los modos occidentales de ver la sociedad del Sha.

ruhollah-khomeini

Ayatolá Jomeini

Surge contrario al régimen del Sha de la nada, un clérigo Ruhollah Jomeini que tenía unas características muy concretas que le dieron el liderazgo de la oposición al Sha que cada día que pasaba, era aun mayor, Jomeini se caracterizaba por ser capaz de transformar el islam chiita en una ideología atractiva para muchos grupos, hasta esos años, el chiismo no creía en hacer golpes de Estado para imponer regímenes islámicos, sino que decían que su misión en Irán era preservar la religión y aguardar el regreso del duodécimo imán, la figura mesiánica del chiismo cuya presencia era necesaria para el establecimiento de un Estado islámico. Sin embargo, Jomeini rechazo esta teoría haciendo ver que era necesaria una revolución para que llegase el tan esperado imán, poco a poco se fue ganando la confianza y el respeto no solo de los clérigos sino de gran parte de los iraníes.

En la década de los 70 cunde el deseo de cambio de régimen: manifestaciones multitudinarias y represión se suceden en todo Irán, la situación fue cada vez a peor ya que se produjeron auténticos enfrentamientos con víctimas entre las tropas de seguridad y los manifestantes, esto se recrudeció a finales de 1978 hasta que en Diciembre de 1978 un grupo de soldados se rebeló y atacó el comedor de oficiales de la Guardia Imperial del Sha. Tras dicho incidente, el régimen monárquico quedó aniquilado, el Sha huyó del país en enero de 1979 y falleció en El Cairo al año siguiente.

El ayatola Jomeini regresó a Irán el 1 de febrero de 1979 tras su exilio en Francia e impuso su control absoluto sobre el gobierno iraní haciendo de corte islámico, a esta situación tuvo bastante revuelo internacional ya que tuvo muchas críticas sobre todo de los EEUU de aquellos años, la situación que colmo el vaso fue que EEUU hubiera permitido que el Sha entrara en el país para recibir asistencia médica, esto provocó que cientos de iraníes entraran y capturaran al personal de la embajada de este país y los catalogaron como espías y ligados con la CIA, situación que duró hasta un año haciendo perder la presidencia a Jimmy Carter.

20587_tapa_2272009_91044

Ahmadineyad, actual presidente de Iran desde 2005

Desde que se proclamase la Revolución e instaurase un gobierno de corte islámico, Irán ha dado tumbos en la escena internacional, desde la guerra entre Iraq e Irán por motivos fronterizos en la década de los 80, hasta la muerte de Jomeini en 1989 con la llegada al poder de Ali Jamenei que a diferencia de Jomeini es más proclive a dar derechos a las mujeres, Irán es actualmente un Estado bastante conflictivo debido sobre todo a dos razones, una es su problemático programa nuclear de enriquecimiento de uranio, que aunque Teherán dice que lo hacen por motivos pacíficos y energéticos, lo cierto es que es una cuestión nacional desde que está en el poder Ahmadineyad que en vez de decir con razones que es para obtener energía limpia, debido a su acérrimo odio anti-EEUU está provocando las dudas de Occidente al estar en constante tensión no dejando entrar a los funcionarios de la ONU para que inspeccionen las construcciones nucleares que tienen levantadas, la otra razón de la poca confianza occidental hacia Irán es recientemente las elecciones generales que tuvieron lugar este año, que gracias a la represión, al miedo y a la gran corrupción electoral hizo que las ansias reformistas iraníes que quieren más libertades civiles en Irán fueran duramente reprimidas durante meses en las calles de Teherán provocando una condena internacional contra esto.

Así para finalizar esta revolución islámica que este año ya cumple tres décadas aunque se perpetuo en el poder por una constitución de corte islámico, deberían no anclarse en lo antiguo y empezar a dar libertades civiles y políticas a los ciudadanos, sobre todo a las mujeres, y disminuir el gran protagonismo que tiene la religión aunque esto no creo que sea factible en los próximos años.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: